Enlaces Institucionales
Portal de educación Directorio de Centros Recursos Educativos Calendario
Localidades » Vega de Infanzones
Localidades
Vega de Infanzones
Situación - arte e HISTORIA.

Las Escuelas se encuentran situadas en un extremo del pueblo, dirección oeste. Al igual que las de Grulleros, son un edificio de los años sesenta que ha sido restaurado y rehabilitado por el Ayuntamiento de Vega de infanzones, reconvirtiéndolas en unas versátiles y modernas escuelas.

Su fachada está decorada por luminosos dibujos, fruto del Trabajo realizado en el "Plan Integrado de Calidad".

El último pueblo de la margen derecha del Bernesga lleva el nombre VEGA DE INFANZONES. está situado en la vega baja del río, al sur de la ciudad de León y a unos 14 kilómetros de la misma, donde el Bernesga es absorbido por el Esla y las extensas alamedas son característica pintoresca y paisajística.

Es el núcleo del municipio del mismo nombre al que pertenecen también otras localidades como Grulleros y Villa de Soto.

Su población es de unos 850 habitantes, ocupados principalmente en la agricultura siendo los cultivos más importantes los forrajeros y la cebada, y en el sector ganadero, con ganado vacuno.

El apellido de Infanzones tiene su origen histórico en las prebendas y privilegios que Alfonso VI concedió a las tropas destacadas en estas tierras, por sus buenos servicios militares. Así se adueñaron de tierras entre la «carrale» o camino de León a Astorga y Cascantes. Sus ansias de guerrear dieron que hacer a reyes y obispos, obligando a pleitos que en ocasiones se dirimieron en el atrio de la Colegiata de San Isidoro.

En tiempos de Alfonso VI el grupo social de los lnfanzones del Bernesga, descendientes de nobles soldados, ejercen una fuerte presión para quedarse con las heredades y vasallos de la ribera del Bernesga, desde Cascantes hasta la "carrale", de León a Astorga, lo que obligó al obispo legionense Pedro a formular un pleito ante el rey el año 1093. los “mílites” no quisieron ceder y seguir en posesión de sus tierras, que habían tomado por presura. Al final fueron obligados a jurar y los diecisiete lnfanzones se abandonaron a la misericordia del obispo por no jurar en falso y recibir así lo que les donase el prelado.

En el año 1115 vuelve a surgir el pleito entre los lnfanzones del Bernesga y el obispo Don Diego, alegando que les pertenecía el monasterio de San Thirso, en la ribera del Bernesga. Arrebatados de ira y furor, (nos dice el Padre Risco en la “España Sagrada”) destruyeron los edificios y la iglesia. El obispo les excomulgó y les convenció de que el monasterio de San Thirso pertenecía a Santa María de Regla. Los lnfanzones pidieron perdón y prometieron respetar San Thirso de allí en adelante y se impusieron penas ellos mismos. Se formalizó una escritura el 12 de agosto del año 1115. Dos años más tarde, despertó el pleito demostrándose que la mitad del monasterio de San Thirso era de la familia de los lnfanzones Pedro Froylaz y la otra mitad del obispo. El pleito se resolvió con la condición de que el obispo reconstruyese y poblase el monasterio, pero al nombrar abad tenía que consultar con los herederos de la familia de los lnfanzones Pedro y Pelayo Froylaz.

El monasterio quedaba con la obligación de recoger a los herederos de la familia copropietaria cuando pasaren por él, recibir y mantener con decencia a los herederos si llegasen a ser pobres o quisieran vivir sirviendo a Dios en compañía de los monjes. En el año 1144 el obispo Don Juan cedió este monasterio de San Thirso de Valdecastro al convento canónigo regular de Carba¡al, de donde vinieron los canónigos de San lsidoro y luego las monjas benedictinas Carbajalas; más tarde pasó el monasterio a manos de los Caballeros Santiaguistas de la Espada del convento de San Marcos, siendo su Maestre Fernando González quien, con su Cabildo, dieron el Fuero al monasterio y poblamiento de San Thirso de Valdecastro a la par que al pueblo de Castrillino, en fecha 29 de enero de 1208.

Diecisiete eran los lnfanzones del Bernesga, cuya alusiva representación queda reflejada en el retablo de la iglesia, unos con el busto en alto relieve, otros como leve talla en las columnas y ensamblajes. De Iodos ellos trece representaciones, cinco de ellas de mayor tamaño sobresaliente y ocho de disimulada talla sobre los marcos.

Hoy en día los chicos y chicas del pueblo siguen buscando parecidos en las tallas de los lnfanzones con vecinos y familiares

.

.El arte se ha desparramado a manos llenas en su iglesia moderna y luminosa.

 

Destaca su Retablo de grandes proporciones con pinturas renacentistas de la escuela de Berruguete, quizá tomando modelo de las gentes de la tierra donde se transparenta el aire con fondo de paisaje. En total son trece, cuadros que recogen alusiones a la vida de Cristo, colocados en tres planos:

  • En el superior se representa: “La Circuncisión”, “El Nacimiento” y “La Adoración”, “la Huida Egipto”.

     

  • En el intermedio:El Bautismo”, “Jesús entre los doctores”, la “Muerte de Cristo”.
  • En el inferior:Los Evangelistas”.

     

Las pilastras y columnas están llenas de tallas en relieve, entre ellas las de los lnfanzones

  • En el centro del retablo sobresale la “Virgen de las Nieves”, del XVI, con el Niño desnudo volviéndole la espalda.

     

  • El sagrario es excelente con una peana con personajes bíblicos.

     

  • En el lateral izquierdo hay un “San Juan” con un cordero en la mano, y la pila bautismal es de gran belleza donde se aprecia una inscripción que dice: "Pusiéronme siendo cura el licenciado Pedro González, año 1629”.

     

  • En el lateral derecho una “Virgen del Rosario” asentada en una peana tallada con personajes bíblicos.

  • En una salita de la Iglesia encontramos: una magnífica “Virgen” del XVI Quizá la talla de mayor expresividad, repintada proveniente de la derruida iglesia del barrio Trobajuelo y un “Cristo” del siglo XIV.

     

  • En la sacristía se guardan unas tallas pequeñas pero muy hermosas; un “San Antonio Abad” que precedía de una ermita de su mismo nombre en el barrio Trobajuelo, un “San Miguel Arcángel”, un “San Antonio de Padua” y un “San José”.

En el Museo catedralicio de León se conservan dos tallas de gran valor:

  • En la Sala Capitular: un “San Pedro” policromada de fines del XVI o comienzos XVII con la cabeza es desproporcionado con relación al cuerpo. Con el brazo izquierdo recoge el manto y un libro y en la otra mano porta las llaves.
  • En la sala del Rosetón: una “Magdalena” también policromada y de las mismas fechas.Lleva un libro v un tarro de, perfume, en su mano derecha y su vestimenta es de manto, túnica con cinturón v diadema.

¿El primer documento de la lengua castellana?

Muy cerca de Vega de Infanzones, a su mediodía, camino de Ardón, se sitúa el poblado de Rozuela. Aquí en este poblado fue el lugar de los “kesos” que se apuntaron romance en el monasterio de Ardón.

Esa consignación en lengua romance es el primer testimonio escrito de la lengua castellana del año ya que data de 959, dieciocho años antes que el códice de 977, del monasterio riojano de San Millán de la Cogolla, que hasta hace poco se tenía por el documento más antiguo en la lengua castellana.

El documento leonés se conserva en el archivo diocesano y precisamente aquí, a la vera de Vega de lnfanzones, a la vera del Bernesga, está el despoblado de Rozuela, de donde proceden los “kesos” que el despensero del monasterio de los santos Justo y Pastor de Rozuela consignó en romance castellano, en el año 959 como testimonio más antiguo de la lengua de Cervantes.

Enlaces Institucionales
Portal de educación Directorio de Centros Recursos Educativos Calendario